Cómo colocar las cadenas de la nieve en tu coche
25/11/2019 12:30:00

Ahora que han bajado las temperaturas y empiezan las primeras nevadas, es importante que conozcas de primera mano cómo debes colocar las cadenas de la nieve en tu coche.

Aunque no es obligatorio por ley llevar cadenas en tu vehículo, es muy recomendable tenerlas en caso de que vayas a realizar algún desplazamiento donde haya posibilidad de nevadas ya que, en caso de que la señalización lo obligue, no se podrá circular sin ellas. Por otro lado, si circulas sin cadenas de la nieve y la señalización obliga a conducir con ellas, te podrías llevar una multa de 200€. Para evitarte ambos disgustos, hoy te ayudamos a saber más sobre las cadenas y te explicamos cómo usarlas.

¿Qué tipo de cadenas de la nieve existen?

Actualmente, existen 4 tipos de cadenas para la nieve: las cadenas metálicas con eslabones de acero, las cadenas textiles o fundas textiles para neumáticos, las cadenas compuestas o de “tipo red” y las cadenas de tipo araña o semiautomáticas.

Las más frecuentes son las cadenas metálicas y las de tela y, por ese motivo, en el artículo de hoy te enseñaremos, paso a paso, cómo poner estos 2 tipos de cadenas.

Cómo montar las cadenas para la nieve metálicas:

Antes de empezar a instalar las cadenas, es importante que revises las instrucciones de uso de las mismas. Te podrás ahorrar muchos dolores de cabeza. Una vez hecho esto, sigue los siguientes pasos:

  1. Cuando estés fuera del coche, utiliza el chaleco de seguridad y señaliza correctamente tu localización con el triángulo.
  2. Usa guantes para el frío.
  3. Extiende las cadenas en el suelo y comprueba que no tengan nudos.
  4. Coloca siempre las cadenas metálicas en las ruedas motrices.
  5. Pasa las cadenas por detrás de la rueda y une los dos extremos.
  6. Pasa hacia el lado externo de la rueda el resto.
  7. Une los 2 extremos superiores de la parte externa de las cadenas. Importante, la parte interna de la cadena jamás debe quedar colocado sobre el neumático
  8. Une los 2 extremos inferiores de la parte externa de la cadena.
  9. Por último, tensa la cadena para que quede fija a la rueda.
  10. Si utilizas cadenas convencionales, vuelve a tensarlas a los pocos metros de ponerlas. Si son autotensables, no es necesario.

Recuerda, no debes circular a más de 50 km/h en ningún caso. Conduce con suavidad y evita los cambios de marchas siempre que no sean imprescindibles. Quita las cadenas de nieve cuando desaparezca la nieve. Evitarás que las vibraciones dañen el vehículo.

Después de su uso, lava las cadenas de nieve con agua tibia y sécalas bien para que no se oxiden.

Cómo montar las cadenas para la nieve textiles

Igual que sucede con las cadenas metálicas, es recomendable seguir las instrucciones de uso de este tipo de cadenas. Como decíamos antes, esto te puede evitar pérdidas de tiempo.
  1. Cuando estés fuera del coche, utiliza el chaleco de seguridad y señaliza correctamente tu localización con el triángulo.
  2. Ponte los guantes que vienen con las fundas para no mancharnos y no pasar frío.
  3. Coloca siempre las cadenas de funda en las ruedas motrices
  4. Comienza a colocarlas de arriba abajo, como si fuese un gorro de ducha. Las cadenas textiles vienen previstas de unas tiras cruzadas que utilizaremos para ir centrando la funda en la rueda.
  5. Una vez encajada la mayor parte de la funda, avanzaremos el coche un metro y colocaremos la parte que nos queda.

Os recordamos que, con estas fundas, igual que con las cadenas metálicas, tampoco se puede circular a más de 50km/h. Las debemos retirar una vez pasada la nieve o el hielo para que no se estropeen.

Sigue estos consejos este invierno y, aunque nieve, sigue disfrutando del viaje. Y si necesitas ayuda, recuerda que con doppo tienes asistencia en la carretera.

Go back